Conchuda Alegre

Para cierta porción, me hace conchuda no quedarme en un solo sentimiento.
Para otra porción, simplemente me hace conchuda el hecho de andar pensando tanto en sentimientos.
Tengo la música fuertísima y casi no me deja pensar. Lo que, por un lado, es tremendamente relajador. Por otro lado, es tan agotador como cuando todos los pensamientos vienen juntos a la fiesta aburridísima a la que, aparte, nadie los había invitado en un primer lugar.
(Me) Sigo repitiendo que nada está dicho, porque es Enero y en este mes, las cosas suelen estar en estado latente. No me jodan, la ciudad no está vacía: solo que todos parecen haberse tomado un recreo de facebook. La ciudad está llena de cuerpos poco vestidos y mentes en estado latente. Las ciudades y las playas, la gente pasea y no piensa. O reflexiona y no hace, porque es enero y nada está dicho.

Pero conchudas así, conozco pocas, y las que conozco, por empatía (¡qué linda palabra!) las aprecio y respeto un montón.

Cómo siempre, me deshilacho en palabras, pero a lo que voy, a lo que iba y a lo que debería seguir yendo es que las cosas están dichas y determinadas. Queda nada más, el paso de la palabra a la boca bien cerrada, a los labios apretados, a la tensión de mandíbula, a arremangarse bien el discurso y simplemente empezar a buscar entre todo el polvo el primer grano de arena, ponerlo en la mochila y salir en busca del próximo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s